martes, 22 de agosto de 2017

El intruso


Dicen que la noche es creadora de fantasmas y monstruos, pero yo, aquí, a plena luz del día,  siento un escalofrío aterrador.

Ha vuelto a ocurrir. Nadie me cree, Julio no me cree. Pero cada día que pasa estoy más segura de que en esta endemoniada casa estamos él, yo… y esa cosa.

Todo empezó poco después de regresar de nuestro viaje de novios. Julio empezó a bromear con lo de cruzar el umbral de la puerta conmigo en brazos, cosa difícil, ya que él es delgado como un junco y yo, a pesar de ser bajita, peso noventa y cinco kilos. ¿Qué que importa mi peso? Todo. Todo y nada en esta angustia que me devora.

domingo, 20 de agosto de 2017

El mensajero de las olas. Capítulo 2


Leer capítulo 1

Capítulo 2

Macarena volvió a buscar en la alacena. ¿Cómo era posible que se hubiese terminado todo el queso? Allí había un ratón. Uno muy, muy grande, de tan solo dos patas y al que le faltaba algún que otro diente.

- ¡Daniel! ¿Has vuelto a terminarte el queso?

Unas sonrisas traviesas llegaron hasta ella. Su sobrino iba a terminar con su paciencia, cosa que era dificil en cierta forma, pero que podía pasar.

sábado, 12 de agosto de 2017

El mensajero de las olas. Capítulo 1



Capítulo 1


El murmullo de las olas le devolvió a la realidad. El silencio se rompió con la risa de unos niños que correteaban por la arena. Uno de ellos tropezó y miró a su madre con cara de angustia, pero la mujer le dio un beso en la frente y le mostró la inmensidad del mar. El chiquillo, volvió a reir encantado y siguió a los demás hasta la orilla dando pequeños saltitos y emitiendo chillidos de auténtico placer a pesar de la frialdad del agua.

jueves, 10 de agosto de 2017

Regresé



Hola amigos, regresé. Y no porque no tuviese deseos de quedarme mucho más tiempo en aquél remanso de arena y sal que a muchos puede poner nerviosos, pero que a mí me da vida. 

Mi hijo y yo hemos pasado unos días fuera, no han sido muchos, pero los hemos aprovechado a tope. Ya estamos de regreso y traigo conmigo un millón de fotos, pero en la mayoría el protagonista es mi peque, así que os dejo tan solo algunas en las que se ve el mar... y quizás yo salga en alguna también. 

Lo cierto es que es increíble lo mucho que se puede desconectar en tan poco tiempo... lo cual me ha dado un millón de ideas, y desde luego... grandes deseos de repetir. 

















Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...