martes, 5 de julio de 2022

Angélica

 


El polvo acumulado me hizo toser. Una pequeña nube se dispersó en el ambiente dejando que las superficies oscuras se dibujasen blanquecinas, haciéndome desear pasar los dedos por ellas y dibujar corazones.

Sentí el mio propio golpeando con fuerza mi pecho; tomé la llave que colgaba de mi cuello y la introduje en la cerradura del cofre que tenía en mis manos. 

Y después, abrí la tapa. 

Allí estaban, amarillentas por el paso del tiempo y cubiertas de ramitas de lavanda deshojadas.  Cartas...

domingo, 3 de julio de 2022

3 de Julio. Día Internacional del Síndrome de Rubinstein Taybi

 



Hola amigos, hoy es 3 de julio.
No me gusta poner números a las emociones, no me gusta señalar un día cuando decir TODOS sería más exacto. Pero comprendo que de esta forma, al menos durante el día de hoy, se hablará del síndrome de #rubinsteintaybi .
Para mi hermano Juan, todos los días del año son 3 de julio.
Me gusta hablaros de su sonrisa, de la sensación cálida que comparte con cada abrazo mágico que regala. Me gusta sentir como se encoge por dentro cuando lo ataco a cosquillas. Me encanta escuchar el sonido de su risa. Darle besos es como observar amaneceres, abrazarlo con fuerza es respirar el aire más puro.

jueves, 30 de junio de 2022

Papá


Dicen que el tiempo es relativo. Igual pasa como un suspiro que se transforma en una losa que no permite que el reloj mueva sus manillas. 

Cuando te veía mal, cuando te sabía mal, cuando tus ojos hablaban más que tus labios... el tiempo era una daga afilada. Pero ahora, ahora que no estás... ahora el tiempo es un reloj de arena en cuyas esferas todo se ha detenido. 

Sin que ya respires, lo haces a cada instante junto a mí. Me acompañas en cada amanecer hermoso, cada helado, cada noche fresca de verano, cada sabroso dulce con azúcar. En cada canción, cada paseo, en cada sueño de visitar los lugares que ese mismo tiempo nos robó. 

Y te sueño entre amapolas y trigos, libre y respirando espacios abiertos y libertad. 

Y te recuerdo. Y no porque sea 1 de julio. Siempre me decías que las fechas eran pequeñas anotaciones en un todo. Te recuerdo porque fuiste abrazo cálido en los gélidos momentos y risa fresca a cada instante. Siempre tenías la palabra adecuada, el gesto adecuado, la broma adecuada, la fuerza necesaria. 

Dos años ya... y cada día te siento más, te añoro más, y a la vez, te encuentro más. Cada día lates más fuerte en mi propio pecho.

 

lunes, 27 de junio de 2022

Gallant, de V.E. Schwab

 


Hola amigos míos, hoy os traígo una historia... uf, uf. "Gallant", de V.E. Schwab. 

No sé por dónde empezar. Ya sabéis que la fantasía me llama como la noche a la luna, y esta autora en particular entró en mi vida no hace mucho gracias a La bruja de Near, cuya reseña os dejo en ese enlace. 

De "La bruja de Near" me conquistó la ambientación y la parte mágica. Supongo que cuando leí la sinopsis de "Gallant", una parte de mi supo que volvería a disfrutar de esas mismas premisas. Y así ha sido sin lugar a dudas. 

jueves, 23 de junio de 2022

Encantada

 


Preludio de San Juan, noche profunda, luna de blanca piel que acaricia la superficie helada de mi espejo. La montaña quiere ser testigo y la cueva guarda silencio. 

Mis dedos están engarrotados, muchas noches aguardando el momento de que mis piernas puedan cruzar el hueco de piedra y bañarme de noche y viento en la cara.

Escucho el rumor del agua cercana y tiemblo anticipando el momento de sumergirme en ella y dejar que la frialdad del río me acaricie. La luna parece hacerse mayor, los lobos guardan silencio.

Escucho pasos y sonrío. El primer incauto se acerca.

martes, 21 de junio de 2022

Ven...

 


Su respiración llenaba mis noches. Los sueños se cubrían de oscuridad y frío. La llamada se repetía con insistencia...

- Ven.

Los niños no me querían en la aldea. No. No era por mi ropa humilde, ni tampoco por los andrajos que a veces llevaba. Tampoco era por mi cara llena de churretes o mis uñas negras. Era por mis ojos, según los ancianos, ojos de bruja. Por mis ojos y por Cantor, mi amigo cuervo. 

- Ven

domingo, 19 de junio de 2022

El jardinero de cuentos


Érase una vez un jardinero que recolectaba semillas de cuyos extremos colgaban hilos de letras y filamentos de números. 

Fabián, que así se llamaba el jardinero, gustaba de acariciarlos con suavidad antes de depositarlos, con mucho cariño, en la tierra fértil de aquellos que querían soñar.

Tanto era así, que cuando los que él llamaba "lectores" estaban preparados, Fabián procedía a colocar con sumo cuidado la simiente, que luego regaba a base de historias, hasta que al fin, la planta florecía hermosa.

A veces, lo hacía repleta de hojas y hojas y hojas, otras eran menos, y de tanto en tanto, se tornaban de terciopelo iridiscente, y de sus bordes se prendían mil y un personajes que tejían cuentos con hilo invisible. 

 

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...